• 25 de Julio del 2021

Presentará UIF denuncia por caso 'Los Maléficos'

Revela Santiago Nieto red de empresas fantasma para la compra de software espía

 

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Santiago Nieto Castillo, informó que presentará una denuncia por una lista de presunto espionaje llamada “Los Maléficos”.
"Encontramos en la #UIF una lista de 207 personas políticamente expuestas, denominada 'maléficos' elaborada por la administración anterior. La relación está encabezada por el Presidente.
"Lo anterior, dado que no existe archivo institucional alguno y no hay certeza del uso que se haya dado a la información confidencial de personas de distintas áreas: política, económica, artística, periodística. La sustracción de esa información es un ilícito y viola dd hh", dio a conocer en su cuenta de Twitter.
Durante la conferencia matutina, Nieto Castillo informó que en la UIF se encontró un archivo llamado “Los Maléficos” en el que el presidente Andrés Manuel López Obrador aparecía en primer lugar como "El Gallo". Además, en el archivo aparecen la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, y Alfonso Durazo, así como periodistas que habían sido investigados por la Unidad en administraciones anteriores.
“Debo decir que en la UIF cuando se recibió, encontramos al paso de los meses una lista, un archivo que era de todas las investigaciones que se habían desarrollado, llamada ‘Los Maléficos’, por cierto, y en esa estaba el numero uno con el apodo de ‘El Gallo’, era el presidente López Obrador”, contó en la conferencia matutina.
Al menos 50 personas cercanas a Andrés Manuel López Obrador, incluida su esposa, hijos, asistentes y un médico, están en la lista de 15 mil números telefónicos en la mira de dependencias del gobierno mexicano para ser vigiladas por el spywere Pegasus antes de ser electo presidente de México, informó el diario The Guardian.
López Obrador, informó que se entregará a la Fiscalía General de la República (FGR) toda la información que la Administración Federal tenga sobre el programa de espionaje Pegasus.
Detalló que la FGR ya solicitó toda la información sobre este programa que espió a líderes opositores, periodistas y activistas.
“Toda esta información va a la FGR, que ayer nos solicitó que se enviara información de todas las dependencias por este asunto (Pegasus), en respuesta se va a entregar esta información, los contratos que se encuentran en los archivos de las Secretarías del Ejecutivo federal por este asunto”, recalcó.
El jefe del Ejecutivo federal apuntó que lo que más debería de preocupar es el dinero que se gastó en el espionaje realizado con este programa israelí.
Nieto Castillo detalló que Grupo Tech Bull -una empresa fachada constituida por la firma Balam Seguridad Privada y relacionada con la israelí NSO Group– tuvo un contrato en 2014 por 32 millones de dólares con la entonces Procuraduría General de la República (PGR) y particularmente con Tomás Zerón, el entonces director de la Agencia de Investigación Criminal, hoy prófugo en Israel, para Pegasus.
“El contrato relevante de la PGR del 2014 está generando un caso que nos permitió encontrar una red de 24 entre personas físicas y empresas que recibieron más de cinco mil 980 millones de pesosen depósitos y tuvieron un poco más de dos mil 899 millones en retiros vinculados con toda la operación”, dijo.
El contrato hablaba de 32 millones de dólares pero esto es solo el inicio de una serie de contrataciones que implicaban empresas fachadas, triangulación de recursos, evasión fiscal, una presunta defraudación fiscal a partir de una compra de facturas”, adujo.
Mediante Pegasus, la anterior Administración Federal espió a periodistas, activistas e incluso al entonces líder opositor y actual presidente, Andrés Manuel López Obrador, según reveló una investigación de un consorcio de medios internacionales.
Hace unos días, una investigación publicada por la organización Forbidden Stories, en asociación con Amnistía Internacional, reveló que el gobierno de Enrique Peña Nieto espió a 15 mil personas en México, entre ellas al hoy presidente López Obrador y a su familia.